Consejos y consejitos para adaptarme a la Escuela Infantil.

·     Necesito un objeto (transicional) que me acompañe: un osito, una almohada o una prenda de mamá para sentir el calorcito de casa.

·     En los primeros días de clase no debería permanecer mucho tiempo en el centro. Así tendré más deseos de “regresar” a la mañana siguiente.

·     No os olvidéis de llevar al centro todo lo que pueda necesitar, como biberones, chupetes, toallitas, pañales, ropa para cambiarme si me mancho.

·     Mis tiempos son diferentes y únicos: no seáis impacientes… Aunque tarde un poquito más, ¡¡sé que acabaré adaptándome!!

·     Comprended mis “síntomas” físicos y emocionales sin angustiaros; el centro es estupendo, pero… ¡¡Todo es tan nuevo para mí!!

·     Confiad en mis profesoras, ellas me van a mimar y a cuidar.

·     No tardéis en recogerme, os estaré esperando todo el día.

·     Leed siempre la agenda y así conoceréis muchas cosas que hago que no os puedo contar con palabras. Y no olvidéis escribir en ella todo, para que mis profes sepan como pasé el resto del día y la noche.

·     Si algún día viene a buscarme el tío, una vecina u otra persona a la que la profe no conozca, avisad al centro con antelación.

 

Entre juegos, canciones y mis amiguitos voy a ser feliz.